Home » Marquesina Cultural

Recital en honor del pintor Rodolfo Morales

Publicado por @Shinji_Harper el jueves, 29 enero 2009
Sin Comentarios


 

 

Por Paulina Valencia/ Notimex

 

Cada domingo, en el Jardín del Arte, que se instala en diferentes plazas de esta ciudad, artistas plásticos acercan sus creaciones al público común y corriente. Uno de ellos, en sus inicios, fue el destacado pintor oaxaqueño Rodolfo Morales, fallecido el 30 de enero de 2001.

 

En la Ciudad de México, son espacios de paseo y convivencia, de encuentro y recreación, y el arte ocupa un lugar especial en ellos, en los que artistas de diversos estilos y corrientes se reúnen para dar a conocer su trabajo plástico.

 

No son pocos los que en ese convivio con lo más sublime del espíritu humano dan clases de pintura o escultura y han obtenido premios y alcanzado el momento de fama que les mereció adquisiciones, exposiciones individuales, viajes y catálogos.

 

Como muestra vale mencionar a pintores de la talla de los ahora maestros Leonardo Nierman, Luis Pérez Flores y el propio Rodolfo Morales, quienes simplemente buscaban una manera honesta de vivir, haciendo lo que más les gusta y saben.

 

El creador Rodolfo Morales, quien nació el 8 de mayo de 1925 en el poblado de Ocotlán, Oaxaca, es reconocido como uno de los grandes pintores contemporáneos de México. Se formó en la Escuela Nacional de Artes Plásticas de San Carlos, en la capital de su estado.

 

 

 

Por Paulina Valencia/ Notimex

 

Cada domingo, en el Jardín del Arte, que se instala en diferentes plazas de esta ciudad, artistas plásticos acercan sus creaciones al público común y corriente. Uno de ellos, en sus inicios, fue el destacado pintor oaxaqueño Rodolfo Morales, fallecido el 30 de enero de 2001.

 

En la Ciudad de México, son espacios de paseo y convivencia, de encuentro y recreación, y el arte ocupa un lugar especial en ellos, en los que artistas de diversos estilos y corrientes se reúnen para dar a conocer su trabajo plástico.

 

No son pocos los que en ese convivio con lo más sublime del espíritu humano dan clases de pintura o escultura y han obtenido premios y alcanzado el momento de fama que les mereció adquisiciones, exposiciones individuales, viajes y catálogos.

 

Como muestra vale mencionar a pintores de la talla de los ahora maestros Leonardo Nierman, Luis Pérez Flores y el propio Rodolfo Morales, quienes simplemente buscaban una manera honesta de vivir, haciendo lo que más les gusta y saben.

 

El creador Rodolfo Morales, quien nació el 8 de mayo de 1925 en el poblado de Ocotlán, Oaxaca, es reconocido como uno de los grandes pintores contemporáneos de México. Se formó en la Escuela Nacional de Artes Plásticas de San Carlos, en la capital de su estado.

 

También conocido como “El señor de los sueños”, fue el creador plástico de mujeres, novias y ángeles femeninos, un benefactor del pueblo de Oaxaca, un verdadero maestro de pintura, que después de toda una vida en la Ciudad de México regresó a su pueblo natal para desarrollar una amplia obra altruista en lo social, cultural y ecológico.

 

Su obra se puede encontrar dentro de grandes colecciones públicas y privadas en diversas partes del mundo. Su última serie la tituló “Mercados”, donde en cilindros de gran formato muestra la vida cotidiana de grandes comercios llenos de flores.

 

Presentó exposiciones en diversas partes del mundo, de las que destacan las presentadas en Sudáfrica, Alemania, Francia, España y Hungría, entre otros países.

 

Una de sus obras murales se encuentra plasmada en la estación del Metro Bellas Artes, en la Ciudad de México, donde expresa, de manera muy personal, “La visión de Francia en México”.

 

También captó con su pincel la alegoría de las fiestas populares en un mural que se exhibe en el salón de pinturas del Palacio de Gobierno de Oaxaca.

 

Además, los huéspedes del Hotel Royal Pedregal, también en la Ciudad de México, disfrutan de dos monumentales murales cóncavos hechos por el realizador. En su natal Ocotlán imprimió con su arte la historia de México, en las paredes del Palacio Municipal.

 

Rodolfo Morales realizó una labor de promoción cultural y de restauración de casas y conventos de los siglos XVII y XVIII. Incluso, para darle mayor organización a ese altruismo, en 1992 fue creada la Fundación Cultural Rodolfo Morales, AC.

 

A mediados de diciembre de 2000 fue presentado en la Ciudad de México el libro biográfico “El señor de los sueños”, escrito por la estadounidense Martha Mabey. Un mes antes se había dado a conocer otra obra de este tipo, por la Fundación Alejo Peralta y Díaz Ceballos.

 

Ese mismo mes, el pintor realizó una gran exposición en el Museo de Arte Contemporáneo de Oaxaca (MACO), para festejar sus 50 años (en realidad 53) de labor pictórica.

El maestro Morales falleció el 30 de enero de 2001 en la ciudad de Oaxaca, luego de ingresar a un hospital privado, afectado por una gastroenteritis infecciosa.

 

Antes de morir dejó estipulado que sus restos fueran incinerados casi de inmediato, sin ser velados, y sus cenizas debieron ser llevadas durante la madrugada al ex convento de Santo Domingo de Guzmán, en Ocotlán de Morelos, a unos 40 kilómetros al sur de la capital oaxaqueña, donde reposan.

 

 

 

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.