Home » Ciudadanía

La violencia social cuestiona el estado de derecho e impunidad

Publicado por @Shinji_Harper el miércoles, 25 marzo 2009
Sin Comentarios


Por Dolores Magallón

 

Oaxaca, México.- Los actos de linchamientos a delincuentes son expresiones violentas de la sociedad que cuestionan el estado de derecho en México, pero también representan un mensaje de que la justicia no funciona.


 
De esta manera caracterizan este fenómeno social los maestros Raúl Rodríguez Guillén y Juan Mora Heredia, ambos profesores-investigadores del Departamento de Sociología de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM).


 
Los académicos de la Unidad Azcapotzalco comentan que son la impunidad, el abuso policiaco y la desconfianza de la sociedad en algunas autoridades, la razón de la crisis que se ha manifestado en el país con acciones colectivas violentas, en particular con los linchamientos a supuestos delincuentes.


 
Explican que la espiral de la violencia es una de las causas de la irritación social, la pérdida de la seguridad de los bienes, la vida y la dignidad, que pone a individuos y grupos sociales en una situación de indefensión y agravio permanente que, aunado con la desconfianza en las autoridades, ha dado paso a este fenómeno social.

 

Es responsabilidad del Estado mexicano garantizar la seguridad y justicia para  evitar la rritación social

Es responsabilidad del Estado mexicano garantizar la seguridad y justicia para evitar la rritación social

 
En el artículo “Derechos Humanos y linchamientos en México”, publicado en El Cotidiano, “Revista de la realidad mexicana actual”, los especialistas afirman que en cada linchamiento se expresa el rechazo a la negligencia, corrupción, abuso policiaco, falta de probidad de los ministerios públicos, jueces y de los mismos gobernadores de los estados de la República Mexicana.

 


 
Estos actos no son “hechos de hoy” y no debe esperarse a que sucedan para tomar medidas con el fin de resolverlos.


 
Los segmentos de la sociedad mexicana que se han expresado de manera brutal a partir de los linchamientos lo han hecho no sólo porque han perdido toda confianza en las autoridades, sino porque consideran que con estos actos se pone límite a la delincuencia, aunado a que por este medio han llamado la atención de los medios de comunicación, la iglesia católica, los diputados y senadores.


 
Los autores refieren que esta violenta expresión social representa para los organismos encargados de la defensa de los derechos humanos que “los linchamientos ponen el acento en la necesidad de lograr una justicia pronta y eficaz, al mismo tiempo que atraen la atención de las autoridades policíacas y judiciales, lo mismo que políticas”.


 
Los maestros Rodríguez Guillén y Mora Heredia argumentan que la violencia sólo se justifica cuando se ejerce como forma de defensa, como razón última.


 
Entre las acciones que el gobierno debe implementar, afirman, destacan una mejor procuración de la justicia, una mayor preparación de la policía y de los ministerios públicos, así como un eficaz combate de la delincuencia individual y organizada.


 
Establecen que es necesario un conjunto de reformas sobre el sistema de impartición de la justicia en el país: fortalecer la cultura de los derechos humanos, aplicar la cultura de la legalidad y combatir la prepotencia, el abuso de autoridad, la negligencia y la corrupción.
 
Los especialistas consideran que toca a las autoridades enmendar el camino, de lo contrario “tendremos que aceptar que el espíritu de Fuenteovejuna se impuso al estado de derecho”.

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.