Home » Pueblos Originarios

Anuncian realización del Foro Nacional “Tejiendo las resistencias”

Publicado por @Shinji_Harper el lunes, 9 noviembre 2009
2 Comentarios


 

Miranda SALAS

 

 

 

Oaxaca, México.- Con el objetivo de articular  esfuerzos y las luchas de distintos pueblos, organizaciones sociales,  anunció la realización del Segundo Foro Nacional “Tejiendo las resistencias por la defensa de nuestros territorios” del 13 al 14 de noviembre en la comunidad mixe de San Juan Jaltepec de Candayoc, Municipio de San Juan Cotzocón.

 

 

En conferencia de prensa, el Colectivo Oaxaqueño por la Defensa de los Territorios expuso que dicho foro tiene los siguientes objeticos

 

 

 

 

 

a)     Intercambiar experiencias en la defensa de las tierras, el territorio y los recursos naturales de los pueblos y comunidades indígenas

 

b)     Explorar las posibilidades de conjuntar esfuerzos comunitarios para hacer una defensa común de las tierras, territorios y recursos naturales de los pueblos y comunidades indígenas.

 

Para ello se abordarán  los siguientes temas:

 

1.    Desarrollo, derechos humanos y derechos de los pueblos indígenas.

2.    Impacto de las políticas públicas y megaproyectos en los territorios y recursos naturales de los pueblos indígenas

3.    Los Derechos Económicos Sociales y Culturales  y su justiciabilidad en el ámbito nacional e internacional.

 

 

Anuncia organismos civiles el foro Tejiendo las resistencias en defensa de los territorios,

Anuncia organismos civiles el foro Tejiendo las resistencias en defensa de los territorios,

Al considerar  la importancia que tiene el compartir la palabra, indicaron,  se han invitado al Foro Nacional a representantes de los Pueblos del Estado de Oaxaca, Chiapas y Sonora, además de representantes de instancias internacionales como lo es la Oficina en México del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, e instituciones nacionales como la Universidad Nacional Autónoma de México, entre otros.

 

 

 

Las organizaciones  que integran el Colectivo Oaxaqueño, observan que en los últimos años se ha volteado la mirada hacia los territorios de los pueblos indígenas.

 

En ese sentido dijo que recursos como el agua, los bosques, las tierras, la biodiversidad y los recursos minerales que por años fueron resguardados celosamente por los pueblos originarios, ahora son objeto de políticas públicas privatizadoras y de intereses de grandes empresas, principalmente extranjeras.

 

 

Asimismo, indicaron que las comunidades y pueblos, no han quedado pasivos frente a esta situación, por el contrario, han generado diversos procesos de resistencias en el que invocan sus derechos fundamentales y exigen ser tratados con dignidad; por ello, la importancia fundamental de este tipo de espacios en los que se pueda conjuntar y tejer nuestras resistencias.

 

 

Dijeron que en muchos momentos, los pueblos han dicho que son los primeros en estas tierras, que aquí han estado desde antes de que se establecieran las actuales fronteras Estatales y por ello, son los propietarios de los territorios que han ocupado y que han heredado de sus  antepasados. Sin embargo, frente al marco jurídico actual y frente a la implementación de distintos megaproyectos en sus territorios, es ineludible preguntamos: ¿En realidad, los pueblos originarios son dueños de sus tierras y lo que existe en ella? ¿Pueden usar y disfrutar libremente de las aguas, bosques y recursos naturales?. Aún mas, ¿Por qué si son los propietarios originarios, pues es innegable su presencia antes de la conformación del Estado Mexicano, su voz no es respetada por la voz del dinero y de los intereses que impulsan los megaproyectos?, ¿por qué a cambio solo tienen represión discriminación y avasallamiento?.

 

En todos los lugares en que se implementa o se pretende implementar un megaproyecto, existe como respuesta un grito y la exigencia de respeto a los territorios, en muchos casos, estos proyectos se presentan como la gran oportunidad para que nuestros pueblos alcancen su “desarrollo” y salgan de la pobreza y marginación; sin embargo, estos ofrecimientos están muy lejos de ser realidad, aún hoy vivimos las profundas injusticias por la construcción de la Presa Miguel Alemán y Cerro de Oro, que desplazaron y despedazaron pueblos enteros, afectando tierras de otros tantos en los que aparentemente habrían de ser reubicados, como el caso de la comunidad de San Juan Jaltepec de Candayoc que será sede de nuestro segundo foro; estas injusticias son muestra clara de lo que representa este supuesto “desarrollo”.

 

En este aspecto, se está consolidando un punto irreductible. Si el desarrollo implica la imposición de un modelo que desconoce, desprecia y discrimina nuestra propia concepción; si el desarrollo significa perder nuestros territorios, permitir la contaminación del medio ambiente, ceder nuestros mantos acuíferos y nuestros recursos naturales, conformándonos con dádivas y regalías, nuestra respuesta será un no rotundo. Esto lo señalamos porque el objetivo del desarrollo es otorgarle a las tierras y a los recursos naturales un valor económico, por encima del valor material e inmaterial que las tierras guardan para los propios pueblos indígenas.

 

La autorización de licencias de exploración y explotación minera, la apropiación de las plantas y animales, la sustitución de las semillas criollas, la introducción de productos transgénicos; la explotación de los ríos y la contaminación de las fuentes de agua; la construcción de grandes represas; van en esta dirección e implican un despojo de las tierras y los recursos naturales de los pueblos indígenas, por lo que la defensa del territorio, es y será durante los siguientes años una tarea fundamental.

 

En este sentido, los avances normativos en instrumentos internacionales que reconocen la propiedad originaria sobre los territorios, así como otros derechos fundamentales de los pueblos indígenas, en especial el derecho a la consulta y participación, serán herramientas fundamentales para exigir el respeto a nuestros territorios. Estamos convencidos que la conjunción de esfuerzos tejiendo nuestras resistencias, podrán facilitar el respeto a nuestros derechos y la construcción de una sociedad más justa y digna.

 

Con estas perspectiva, confiamos que este segundo Foro permitirá no sólo dar continuidad a los acuerdos asumidos en el Primer Foro Nacional realizado en San Pedro Apóstol, Ocotlán, Oaxaca, sino, que permitirá seguir creciendo las alianzas entre distintos pueblos para realizar una defensa colectiva de nuestros territorios.

 

 

2 Comentarios »

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.