Home » Arte

Merecido homenaje rendirán al maestro Eliseo Martínez

Publicado por @Shinji_Harper el lunes, 7 diciembre 2009
1 Comentario


Fortino TORRENTERA O.

 

Oaxaca. México. Un merecido homenaje ofrecerá el 15 de diciembre a las 18:00 en  la Escuela de Bellas Artes y el Sindicato de Trabajadores Académicos de la Universidad de Oaxaca STAUO, al maestro Eliseo Martínez por 30 años de aportación a la música oaxaqueña.

 

Se trata de un homenaje en reconocimiento a la destacada trayectoria artística y docente que Martínez García ha desarrollado formando a múltiples generaciones y compartiendo sus conockientos con músicos consolidados del estado.

 

Eliseo Martínez, un valuarte de la música en Oaxaca.

Eliseo Martínez, un valuarte de la música en Oaxaca.

 

 

Con este motivo de sus treinta años de labor docente se llevará a cabo un Concierto Extraordinario con una Orquesta y Coro conjuntadas ex profeso para este acto y conformadas por destacados músicos oaxaqueños.

 

La ceremonia se llevará a cabo este jueves 10 de diciembre a las 19:00 horas en el patio central de la Escuela de Bellas Artes, escuela que lo formó y ahora lo vuelve a acoger.

 

Al respecto, la periodista, Jenny Sánchez realizó una emotiva semblanza de este ejemplar músico, que se reproduce acontinuación:

 

Menudito, siempre amable, amante del danzón, culto y hombre de buenos modales, el maestro Eliseo Martínez García, hoy director de la Banda de Música del Estado, no tiene inconveniente en compartir aspectos de su vida con los lectores. Egresado en Roma como organista, tiene una vida llena de éxitos.

 

“Mi papá fue músico, organista de la Catedral y me inculcó el estudio de la música porque lo acompañaba a la edad de seis años cuando tocaba. Yo echaba a volar mi imaginación que algún día iba a tocar en la Catedral.

 

“Me llevaba también al concierto de la Banda de Música, y me inquietaba poder tocar algún día. Ingresé a la Escuela de Bellas Artes. Siempre me gustó a diferencia de muchos que conocí a quienes sus papás les pegaban para estudiaran música. Les sirvió porque ahora son grandes músicos.

 

“Desde esa edad, seis o siete años, inicié mis estudios estudiando Piano. A los 15 años le dije a mi papá que quería irme estudiar al Conservatorio de Música de la ciudad de México. Mi ilusión era ser solista y tocar en el Palacio de Bellas Artes, con la Orquesta Sinfónica Nacional. Vestirme de “pingüino” (frac) -como se decía en ese entonces-, que me aplaudieran, las luces, en fin, sueños que poco a poco fui realizando. Me fui al Conservatorio. Mi papá lloró mucho. Posteriormente mis hermanos me dijeron que “él les decía que no me iba a volver a ver” y eso le dolía. Pero regresé a Oaxaca.

 

“Del Conservatorio me fui a Roma Italia a estudiar. Obtuve una beca en el Instituto Pontificio de Música Sacra, donde aprendí el gregoriano. Estuve cinco años becado. Regresé a México. Estuve en muchas orquestas. Recorrí el país y parte del mundo. De 25 años volví a Oaxaca, aunque mis planes eran otros. Vivir en el DF o el extranjero, tal vez. El destino hizo que regresara, y desde 1980 estoy en esta hermosa ciudad.

 

“Soy organista concertista. Primero estudié piano, posteriormente me especialicé en Organista Concertista. Participé en la ópera, de pianista. En la Orquesta Sinfónica Nacional. Fui maestro en el Conservatorio Nacional de Música. Fundador de la Orquesta Primavera, de la Orquesta Sinfónica de Oaxaca, estoy en Bellas Artes y cuando murió mi papá me hice cargo de las iglesias donde tocaba. El estudio en el Instituto Pontificio de Música Sacra me acercó mucho a la Iglesia Católica. Mi tío abuelo fue el padre Niño. Nos traía como acólitos en la Sangre de Cristo. Conocí muchísima gente, que me hizo saber que el músico Oaxaqueño es sin duda de lo mejor que existe y de lo mejor que hay ahorita en el Distrito Federal. Todos en el DF le tienen “miedo” al músico Oaxaqueño y en el extranjero, en Europa, al músico Mexicano.

 

“Hay mucho talento. Es una lástima que no haya un Escuela Superior aquí en Oaxaca y que se tengan que ir a la ciudad de México a estudiar. Hay mucho músico Oaxaqueño regado. Me invitan a dirigir una banda que se llama “Indígenas de México” y somos 76, puros Oaxaqueños, entre estudiantes, profesionistas y maestros. Hay otra banda también que se llama “Banda Clásica de Oaxaca”, oaxaqueños, son otros 70. Es muy satisfactorio pero a la vez alarmante, que varios músicos Oaxaqueños no pasan por aquí, pero si tuviéramos una escuela, la competencia sería increíble a nivel nacional.

 

“La Banda de Música del Estado tiene 144 años. Hice un examen de posición para ser director. Quedé en segundo lugar, pero por cosas que pasan, llegué a dirigirla. Tengo 12 años en el cargo. Uno se acostumbra al trato, uno se llega a encariñar tanto que llegamos a ser el papá, el consejero, el amigo, el maestro, es como una familia. Yo siento que ya esta en puerta de cerrar el ciclo de Eliseo Martínez en la banda.

 

“Tengo varios logros. Uno de ellos, haber llegado al Conservatorio de Música. Otro es la beca del Conservatorio Nacional de Música, que le otorga a los cinco mejores de la especialidad en Roma. Haber sido integrante de la Sinfónica de la ciudad de México como pianista. Haber tocado como solista con la Sinfónica Nacional. Se cumplió mi sueño de niño. Toqué órgano en el año 2000. Otro logro fue haber llegado a la Banda del Estado. De niño soñaba dirigir la Quinta Sinfonía de Beethoven; El Cascanueces, El Lago de los Cisnes, Carmen, las oberturas de Rossini, etc. Lo hemos hecho con la Banda. Cuando estás en el podium se te enchina la piel, es muy emocionante.

 

“Otro logro: ser director de la Orquesta de Cámara de la UABJO donde estuve 20 años. Ahí aprendí que los ciclos se rompen. Uno más, cuando fui director de la Escuela de Bellas Artes. Fui pianista repasador en la ópera. Hice examen en la ópera de Nueva York y gané como lector, pero lamentablemente el idioma ingles impidió que me quedara. Fueron muchas cosas, como la gira con la Filarmónica a Hong Kong, a todo Europa, a Asia.

 

“Fui maestro en el Conservatorio Nacional de Música y tuve un grupo de niñitos, que ahora son todos unos profesionales, independiente del aprendizaje que le da uno a los alumnos, la satisfacción es cuando te dicen: “Maestro, mucho me acuerdo de usted, de lo que me enseñó”. “Maestro, cómo lo extrañamos”. Cuando me despedía de los alumnos de Bellas artes con lágrimas en los ojos y regresaban y con gusto los ayudaba.

 

“¿Con la familia? Soy casado, con dos hijos. Uno estudia en el Conservatorio Nacional de Música y lo que sintió mi papá cuando me fui, lo sentí ahora yo. La mujer es administradora turística. Mucho tiene que ver el apoyo de la familia, yo por fortuna lo he tenido. La música es como la segunda esposa o la esposa es la segunda esposa de la música, como lo quiera uno tomar. Tiempo completo. Yo le digo a mi esposa que tengo que ir a trabajar y que nos veremos en diez días. Me voy a trabajar. Antes me iba a conocer, ahora me voy a trabajar. La familia tiene mucho que ver en una familia de músicos.

 

“Aún hay sueños inconclusos. Lamentablemente fui adicto al alcohol y por culpa de eso perdí muchas oportunidades y dinero. Pase una etapa difícil. De muchos trabajos me corrieron por culpa de esta enfermedad. Por eso es indispensable lo que le aconsejamos a los alumnos, que estudien para que haya mayores fuentes de trabajo.

 

“Sobre nuevos proyectos, en esta carrera es como ir con la corriente de un rió. Adonde te lleve. Pueden ser cursos, presentaciones, tocar en un concierto, una salida a algún lugar del mundo. Voy en una lancha y esa puede ser la Banda de Música del Estado, mi trabajo en la UABJO, y mi trabajo en la iglesias. Lo único que puedo decir es seguir haciendo música y seguir preparando músicos. La música es un sueño interminable.

 

“Le digo a los nuevos músicos que estudien mucho, que sean respetuosos con la familia. Los valores que tengan de la familia, la conciencia. Es alarmante los vicios que hay, el poco interés de los padres hacia los chicos. Hay que luchar por una Escuela de Música aquí en Oaxaca porque hay mucha fuga de talentos. Hay que estudiar para ser capaz.

Comentarios

comments

1 Comentario »

  • fredy dijo:

    RECUERDO CON GRAN CARIÑO Y ADMIRACIÓN A CHEO,COMO CUANDO NOS EMBORRACHAMOS EN LA TIENDITA DE CONTRA ESQUINA DE BELLAS ARTES.SIEMPRE GUARDARE EN MI LA GRAN AMISTAD QUE NOS UNIÓ CUANDO COMPARTÍAMOS EL ELIXIR DE LOS DIOSES,JUNTO A A PABLO PORRAS MARISCAL Y MEMO PORRAS MARISCAL,SALUDOS A MI GRAN AMIGO ( CHEO PARA DIRECTOR DE BELLAS NENAS )..JAJAJAJAJA SALUDOS A TODOS Y GRACIAS POR RECORDARME UNA BELLA PARTE DE MI VIDA.ATTE FREDY RUSS.

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.