Home » SUDAFRICA 2010

España reina del futbol mundial

Publicado por @Shinji_Harper el domingo, 11 julio 2010
Sin Comentarios


Agencias

Oaxaca, México.-Con el corazón en la mano y con la Furia Roja en total ebullición, España se convirtió en campeón del Mundial de Sudáfrica 2010 al derrotar 1-0 a Holanda. El fútbol se impuso y aunado a la entrega de una generación española con deseos de triunfo, la selección española demostró que es el mejor equipo del orbe y que su esfuerzo fue recompensado en el continente africano.

Andrés Inesta, el heróe

Andrés Inesta, el heróe

España terminó con años de sequía y dejo de ser el ¿pobre equipo europeo¿ a los ojos de sus vecinos franceses, alemanes, italianos y holandeses. Esta Furia Roja logró lo que tanto anhelaron los Gento, Pirri, Butragueño, Zubizarreta, Camacho, Bakero, y demás históricos españoles. Hoy los Casillas, Puyol, Villa, Xabi, Iniesta, Alonso, demostraron que el cambio de mentalidad adecuado rinde frutos.

El triunfo español se dio sobre una Holanda irreconocible, traicionera de su herencia futbolística, apostando a bajar la cortina, a la marrullería y al contragolpe. Los Tulipanes le apostaron todo a la velocidad de Robben y Sneijder, además de la fuerza bruta de Van Bommel y De Jong

El primer tiempo arrancó con el domino español y antes de que se cumplieran cinco minutos, el primer aviso ibérico llegó a la meta holandesa, con un cobro de faklta desde fuera del área y que remató Sergio Ramos, para meter en problemas al portero Stekelenbur, quien alcanzó a atajar.

Desde ahí, España dejó en claro que serían ellos lo que harían el gasto en el encuentro, el equipo encargado en atacar y buscar la gloria, mientras que Holanda supo que la única forma de vencer a España era sacrificar la historia y guardar en el cajón el ¿fútbol total¿ para dar paso a un juego áspero, defensivo y apostado al contragolpe.

De hecho, la ‘naranja mecánica’ se vio irreconocible, pues en el primer tiempo tuvo que cargar con tres tarjetas amarillas, para Van Bommel, De Jong y Van Persie, por sendas entradas. Incluso, la tarjeta de De Jong salió barata, pues pudo haberse ido temprano a las regaderas, sin embargo, el árbitro inglés Howard Webb no quería arruinar la fiesta, a pesar de los reclamos españoles.

España también se llevó tarjetas a cuestas, con Puyol y Sergio Ramos, pero éstas producidas más por la molestia de ver a unos holandeses pegando que por necesidad, pues Capdevila y Xabi Alonso se llevaron sendos golpes que tal vez ameritaban más que una amarilla.

Holanda cerraba los espacios y evitaba a toda costa que los motores españoles (Xavi Hernández, Iniesta y Xabi Alonso, funcionaran a la perfección. David Villa estaba muy solo al frente y cada vez más los holandeses mermaban el peligro español.

Para la segunda mitad, España regresó al campo con bríos renovados, con la intención de abrir esa muralla naranja en la que se había convertido Holanda. Y el aviso español hizo temblar a los holandeses, en un tiro de esquina que Puyol peinó y que Capdevila no alcanzó a rematar.

Los espacios poco a poco los iba abriendo la Furia Roja, pero Holanda seguía en su plan irreconocible e incluso golpeando de más a los rivales y ganándose

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.