Home » Reflexión

A Reserva/ Migración y mujeres, destino oscuro

Publicado por @Shinji_Harper el lunes, 18 febrero 2013
Sin Comentarios



 

Bárbara GARCÍA CHÁVEZ

 

Oaxaca, México.- La migración es “el desplazamiento de una persona o conjunto de personas desde su lugar habitual de residencia a otro, para permanecer en él más o menos tiempo, con la intención de satisfacer alguna necesidad o conseguir una determinada mejora”.

 

Por supuesto esta definición ampliada es producto de diferentes estudios multidisciplinarios que reflejan una realidad actual globalizada de uno de los fenómenos sociales imperantes que reducen la calidad humana en las diferentes esferas de los derechos universales.

 

En este contexto, se asume que la migración es un proceso que abarca tres subproceso conocidos como la emigración, que es la salida de personas de su lugar de origen; la inmigración que refiere a la entrada de personas a un espacio ajeno; y el retorno, considerado el regreso de los emigrantes al lugar de origen.

 

Para determinar con mayor precisión los desplazamientos de población que pueden ser considerados como migraciones, se dimensionan los ámbitos:

 

• Espacial: el movimiento ha de producirse entre dos delimitaciones geográficas significativas

• Temporal: el desplazamiento ha de ser duradero, no esporádico.

• Social: el traslado debe suponer un cambio significativo de entorno, tanto físico como social.

 

Por otra parte, la migración es un fenómeno de causas esencialmente sociales, vinculadas generalmente a la estructura social y económica de una población y que tiene consecuencias e impactos sobre la misma. Generalmente las personas realizan los procesos migratorios en busca de mejorar su condición de vida. La migración produce efectos en las comunidades de origen y destino que no refieren únicamente a la alteración de las estructuras demográficas, sino también de las socioeconómicas y culturales, que a su vez repercuten en la órbita de los derechos de las personas.

 

La migración a fin de cuentas, es  producto de las desigualdades y diferenciales territoriales en materia de calidad de vida, acceso a servicios, costos de vivienda, cercanía al trabajo, etc.

 

Así, afirman las y los estudiosos del tema, que las migraciones serán consideradas como los movimientos que supongan para el sujeto un cambio de entorno político administrativo, social y/o cultural relativamente duradero; o bien cualquier cambio permanente de residencia que implique la interrupción de actividades en un lugar y su reorganización en otro.

 

Además, finalmente la migración es un derecho de las personas, ejercido con la perspectiva de mejorar  su situación o enfrentar circunstancias adversas.  Sin embargo la migración tiene efectos colaterales  potencialmente negativos y no siempre los objetivos se logran, el hecho es que es una alternativa para la búsqueda del progreso individual, familiar y hasta comunitario.

 

En la actualidad  hay en el mundo casi 200 millones de migrantes internacionales, lo que constituye alrededor del 3.9 por ciento de la población global – aproximadamente la mitad son mujeres, a pesar de la común y errada noción de que los hombres son los principales migrantes.

 

Si bien es cierto que la migración puede ofrecer nuevas oportunidades para mejorar las vidas de las mujeres y transformar relaciones de género opresivas que conduzca a cambios en los roles y responsabilidades de género para beneficio de las mujeres, la migración también puede afianzar los roles y desigualdades tradicionales y exponer a las mujeres al estigma y discriminación en cada etapa del ciclo migratorio por su disminuida condición legal, su exclusión y aislamiento.

 

La experiencia determina que las mujeres migrantes, en condiciones de pobreza, estén expuestas durante el tránsito y en el lugar de destino a abusos verbales, físicos y sexuales, a una vivienda o deficiente, a mercados de trabajo segregados por sexo, bajos salarios, largas jornadas de trabajo, contratos inseguros y una condición legal precaria.

 

En México a pesar de las reformas legales, y las implicaciones en la Ley de Igualdad, en el Plan Nacional de Desarrollo (PND) como instrumento rector de las políticas públicas del país,  la ausencia de las mujeres migrantes en su texto implica que este sector de la población no resulta prioritario en su atención.

 

Otra cara de la migración es la de miles de mujeres y hombres inmigrantes de ascendencia centroamericana, jóvenes la mayoría, que transita por la frontera sur de México, huyendo de la pobreza tras el sueño americano, México solo es el camino para llegar al norte, un camino tortuoso y mortal, donde la violación sistemática a sus derechos fundamentales ha sido el vergonzoso statu quo de las autoridades migratorias y demás sistemas policiacos en la región.

 

El Movimiento Migrante Mesoamericano ha informado que durante el sexenio de Felipe Calderón desaparecieron al menos 80 mil inmigrantes, de los cuales un 30 por ciento (24 mil) son mujeres y niñas procedentes de Honduras, Guatemala o El Salvador; abundó que las mujeres que cruzan la frontera sur son moneda de cambio para las bandas del crimen, son  víctimas de trata de personas, secuestro y extorsión e incluso hay testimonios de mujeres abusadas sexualmente cuando son detenidas por la policía municipal o las autoridades migratorias.

 

Así en este tenor, hace unos días el Congreso de la Unión, la UNAM y algunas ONG’s firmaron la Declaración por los Derechos Humanos de las  Mujeres Migrantes,  acordando una serie de postulados casi imberbe, que más parecía un listado de buenas intenciones sin fuerza legislativa, básica y distraída, perdiéndose en formalidades partidarias que cuando menos retrasa las acciones políticas pertinentes.

 

Además…

 

En Oaxaca se ha visto desde hace algunos meses a un grupo de jóvenes entusiastas visitando agencias, colonias, escuelas públicas, hospitales y casas hogar,  contando cuentos que dramatizan actuando o con marionetas, promoviendo la lectura en círculos interactivos. Pues resulta que lo hacen como servicio social y lo hacen muy bien; Cuenta Mundos, así se llama éste colectivo de estudiantes de secundaria y prepa que sin duda es un ejemplo de participación ciudadana en beneficio de quien tiene menos. Bien

Canalgentelibre.com

 

 

 

 

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.