Home » Efemérides

La realidad es el tema principal en mis historias: José Agustín

Publicado por @Shinji_Harper el lunes, 19 agosto 2013
Sin Comentarios


Oaxaca, México.- José Agustín (Acapulco, Guerrero, 19 de agosto, 1944) es uno de los escritores mexicanos que a más temprana edad reveló su talento y sorprendió por la solidez de su estructura narrativa, la perfecta descripción de sus personajes y sus historias. A los 20 años publicó su primera novela, La tumba (1964), y a los 22 años la segunda, De perfil (1966). Desde entonces sucesivas generaciones se han identificado con sus títulos, y a quienes abren sus páginas los ganan en definitiva para la lectura.

joseagustin joseagustin2thumbEn sus novelas, José Agustín aborda con frecuencia historias en las que los personajes se hallan inmersos en el mundo de las drogas y los excesos, o bien viven o expresan los temas que inquietan al escritor, como la vida desenfadada,  la ecología, el esoterismo, la revolución sexual. Él mismo ha descrito sus textos como una literatura sobre la juventud. “La realidad es tema principal, lo que más interesa abordar en mis historias. Cada uno de los títulos que he publicado la abordan desde diferentes perspectivas, lo cual me parece es la razón por la cual mi trabajo está presente entre el público lector”, señaló en entrevista con Conaculta.

José Agustín trabaja actualmente en la novela La locura de Dios, “que es la historia de un hombre que primero le va muy bien en la vida, tiene una esposa y una familia bonita, vive sin problemas de dinero, pero de pronto comienza a perderlo todo; sus amigos intentan ayudarle, pues le preguntan qué pasó, por qué de pronto ha perdido todo. Incluso le proponen que le pida perdón a Dios, pero él les responde que no tiene por qué hacerlo.

“Esta obra ya debería haberla entregado pero hace unos años tuve un accidente en Puebla que literalmente me arrancó la pluma de la mano, pero ya estoy mejor y lo he retomado, así que espero a principios del año próximo esté terminado, que llegué a las librerías”.

Uno de los proyectos más recientes de José Agustín es la trilogía conformada por los libros Vida con mi viuda, Arma Blanca y La llave de la carretera. “La característica que tienen en común estas novelas, aunque son totalmente distintas una de la otra es que todas tienen como protagonistas centrales a mujeres muy fuertes y tienen un final trágico”.

José Agustín Ramírez Gómez realizó estudios de letras clásicas en la Facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), de dirección cinematográfica en el Centro Universitario de Estudios Cinematográficos (CUEC / UNAM), y de composición dramática en el Instituto Nacional de Bellas Artes (INBA) y en la Asociación Nacional de Actores (ANDA). Participó en el taller literario de Juan José Arreola. Ha sido guionista de cine, traductor, dramaturgo y crítico de rock, género musical del cual abreva constantemente para su creación literaria.

Después de sus dos primeras novelas les siguieron Se está haciendo tarde (final en laguna) (1973), El rey se acerca a su templo (1978), Ciudades desiertas (1982, Premio de Narrativa Colima de 1983), Cerca del fuego (1986), La panza del Tepozteco (1992) y Dos horas de sol (1994, Premio Dos océanos otorgado por el Festival Internacional de Biarritz, Cine y Cultura de América Latina (1995).

“Me siento muy afortunado porque desde los años ochenta he podido vivir de mis regalías, nunca ha decrecido esta situación, lo cual me tiene muy contento porque eso quiere decir que puedo vivir de mis libros. Aunque conozco poco sobre los nuevos medios de difusión de los libros, como el formato de e-book, considero que cualquier intento por realizar la difusión del libro debe ser festejado, es muy bueno que existan”.

De hecho, la mayoría de los títulos de José Agustín están disponibles en este formato –entre éstos La tumba, De perfil e Inventando que sueño-, con lo cual establece un vínculo con las nuevas generaciones de lectores de su obra, quienes descubrirán con el mismo entusiasmo que sus predecesores las historias de este autor.

Entre sus relatos más conocidos se encuentra Inventando que sueño (1968), Amor del bueno, juegos de los puntos de vista (1987) y No hay censura (1988); así como los ensayos La nueva música clásica (1969), El hotel de los corazones solitarios (1999) y La contracultura en México (1996); y las crónicas Contra la corriente (1991) y Tragicomedia mexicana. La vida en México de 1940-1994 (3 tomos, Planeta).

“Desde que me encomendaron el trabajo de la Tragicomedia mexicana, a finales de los años ochenta, me he visto obligado a reunir pilas de tarjetas, de recortes y de información que me da mucha gente, textos que fueron referencias básicas para ir completando aquella labor, que si bien concluyó hace ya algún tiempo, aún sigo compilando nuevo información. Además de que siempre he procurado que en mi producción se reflejen las lecturas que realizó.

“De este modo me mantengo al día sobre los autores que se incorporan a la literatura mexicana, que si bien le ha costado mucho trabajo y tiempo consolidarse, considero que atraviesa por un momento muy bueno con un crecimiento interesante, fruto de ese esfuerzo. Así que la sigo de la mejor manera que puedo, y aunque desde luego leo constantemente a nuevos autores, no es una meta para mí calificar su desempeño”.

Respecto del tema que ha sido su pasión desde los primeros años de juventud, expresó: “La música me gusta por lo que representa. No me interesa tanto el formato y el dispositivo en que se reproduzca. Dos de mis hijos son muy rockerotes y ellos me mantienen al día con los grupos que van apareciendo. Recientemente me hicieron conocer la música de los escoceses de Snow patrol, así que los he estado escuchando con frecuencia”.

El teatro es otro de los géneros en los que ha incursionado, con textos como Los atardeceres privilegiados de la Prepa 6 (estrenada en 1970), Abolición de la propiedad (1969) de la que se realizó una versión fílmica en el 2011, y Círculo vicioso (premio Juan Ruiz de Alarcón, estrenada en 1974). En televisión dirigió y condujo el programa Letras vivas (1985-1988).

Para cine escribió guiones como Cinco de chocolate y uno de fresa (1967) y Alguien nos quiere matar (1969), ambas dirigidas por Carlos Velo. Posteriormente, escribió y dirigió Ya sé quién eres / Te he estado observando (1970), el que ha sido su único largometraje. Colaboró en los guiones de varios cortometrajes y en los de las películas El apando (Felipe Cazals, 1975), El año de la peste (Felipe Cazals, 1978), Amor a la vuelta de la esquina ( Alberto Cortés, 1985), Ciudad de ciegos (Alberto Cortés, 1990) y La viuda de Montiel (Miguel Littín, 1979).

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.