Home » Noticias

La droga ilegal es un problema social: Irvine Welsh

Publicado por Naked snake el sábado, 22 noviembre 2014
Sin Comentarios


Oaxaca, México(SinEmbargo).- Presentar al escritor escocés Irvine Welsh incluye citar de manera obvia y obligada Trainspotting, novela con la que el autor oriundo de Leith (distrito municipal de Edimburgo) alcanzara la fama, sobre todo después de la adaptación cinematográfica protagonizada por un joven y casi desconocido Ewan McGregor y dirigida por el hoy laureado Danny Boyle.
La historia que fuera un reflejo crudo de la sociedad escocesa de hace tres décadas, es el referente de la cultura contemporánea que, más allá de su valor icónico, se enfrenta en nuestros días a la implacable brecha generacional. Renton, Sickboy, Spud y compañía han perdido vigencia y se constituyeron en grupo de culto para los cinéfilos de hueso colorado.
Cómo explicarle a la generación Millennial la saga de las drogas duras, cuando antes del sida la heroína era la salida para los despanzurrados por el capitalismo salvaje, los ninis pioneros, los yonquis románticos.
Para ello, Irvine Welsh hizo Porno, la novela que dará sustancia a Trainspotting 2 que, con el mismo elenco, comenzará a rodar Danny Boyle en 2015. También está Skagboys, la octava novela de este autor británico que, traducida y editada en español por Anagrama, ha llegado al mercado mexicano.
“Quería escribir un libro acerca de los ’80, porque las decisiones que tomamos en los ’80 como sociedad, determinan todo lo que ha pasado en los últimos 30 años”, dice Welsh en entrevista con Sin Embargo, en el marco de una campaña de promoción que incluyó una visita reciente a la Feria Internacional del Libro en Oaxaca.
Él mismo un ex adicto a la heroína, Welsh cree que las decisiones individuales en torno al consumo o no de drogas y alrededor de casi todas las cuestiones humanas acaban por convertirse en un patrón. Ahí están los personajes de Trainspotting para darle la razón. Aparecen en medio de un entorno convulsionado, quebrado por las huelgas, el desempleo, la pobreza y con la droga presente como una invitación para hacer más llevadero el caos.
“Lo que quería demostrar era cómo estas decisiones afectaron a lo personajes y a la trama de la historia. A partir de los ’80 todo cambió y definitivamente en las decisiones personales cayó el peso de las existencias de la época”, afirma Welsh.
Desde la aparición de Skagboys y, sobre todo, desde que el autor decidiera venir al país a promocionarlo, han sobrado las reseñas y entrevistas en las que se hace una amplia mención a la década los ’80, definida como un periodo oscuro y desesperanzador. Sin embargo, en su plática con SinEmbargo, el autor define a este periodo de manera más exacta. De inicio, Welsh se apoya en la percepción luminosa y sobre todo “optimista” de la década de los 70.
Partiendo de esto, es claro que los ochenta (y décadas posteriores) se perciban menos agraciados y sobre todo hostiles. Foto: Anagrama La novela cuanta la historia de los protagonistas de Trainspotting antes de su adicción a la heroína. Foto: Anagrama “Fue una época difícil para el sostenimiento económico y me reencontré con todos estos momentos de crisis que ocurrieron durante los 80”.
Sin embargo, el retorno temporal también abarca otros temas y, en este caso, la música representa una parte importante para la concepción de la novela.
“Quise hacer un libro en mi mente con un soundtrack”, dice Welsh, para quien el post-punk y la escena musical de Manchester resultaron fundamentales a la hora de escribir Skagboys. “Joy Division, New Order, Happy Mondays, Stone Roses… son el reflejo del proceso de industrialización de Manchester”, menciona.
“Fue esta plantilla musical la que me hizo generar la estructura de la historia. Por eso creo que el soundtrack fue la herramienta principal para el desarrollo de esta novela”.
CONSTANTE ADICCIÓN
Pese al salto temporal, hay temas que no cambian. En el caso de Welsh las drogas y, particularmente, las adicciones se mantienen como el hilo conductor de su obra más conocida. Para el escritor esta dependencia cambia “de acuerdo al modelo consumista… Pueden ser drogas, compras, internet”.
“[Las drogas] siempre se reprograman en un proceso obsesivo compulsivo que va cambiando como sociedad y como individuos… de acuerdo al patrón de consumo y nos presionan para decirnos qué es lo mejor”, dice.
erwin
Foto: Antonio cruz
 Sin Embargo Para Welsh el problema de las drogas radica en la ilegalidad que la sociedad les asigna y la solución es volverlas legales. Foto: Antonio cruz, Sin Embargo Así mismo, Welsh se refiere a las drogas como una compleja fuente de trabajo que, dada su accesibilidad, se convierte en un modelo laboral.
“El único en el que la gente puede hacer dinero”.
“Por eso son problemáticas. Por eso se vuelven ilegales y subterráneas.
De ahí se genera una sociedad de criminalidad”, agrega. Para el escocés la ilegalidad, sin duda, es el problema, pero no la raíz y es tajante al respecto: “La sociedad creó el problema haciendo a las drogas ilegales. Este problema no existiría si hubiera un control social evitando la ilegalidad.
La solución al problema simplemente es legalizar las drogas”. El protagonismo juvenil en la novela de Welsh funciona como escenario y aunque recientemente mencionó que en los 80 era mucho más sencillo que los jóvenes manifestaran su inconformidad, tres décadas después parece existir un silencio generalizado con el que las nuevas generaciones dan una apariencia de conformismo y menos combatividad que antaño.
No obstante, aclara: “Creo que la gente joven está más informada que los jóvenes de antes, no sólo a través de la educación, sino por internet. Están más involucrados en las discusiones sociales. Esta clase de transformación es algo que me impresiona muchísimo”. En una escena de Trainspotting, Renton y Sickboy discuten sobre los tiempos pasados y las viejas glorias de sus héroes.
“Entonces nos hacemos viejos, no volvemos a hacerla más y es todo”, dice el personaje encarnado por Ewan McGregor. Welsh ahora quiere demostrar que siempre hay una manera de mantenerse vigentes, aun cuando esto implique volver al pasado.

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.