Home » Justicia

Se unen periodistas, intelectuales y artistas en busca de justicia

Publicado por Naked snake el Martes, 18 agosto 2015
Sin Comentarios


Cimacnoticias

Oaxaca, México.-Intelectuales, periodistas, escritores y artistas de México y el mundo enviaron una carta a Enrique Peña Nieto, para exigirle que esclarezca los cinco asesinatos ocurridos en la colonia Narvarte, en esta capital, el pasado 31 de julio, así como los homicidios de informadores perpetrados  en todo el país.

La carta fue firmada por personalidades como el editor de la revista estadounidense New Yorker, David Remnick; el ex corresponsal del diario The New York Times en México, Alan Riding; el director adjunto del diario español El País, Juan Cruz; los escritores  Martín Caparrós y Juan Villoro; el reportero Jon Lee Anderson, y los cineastas mexicanos Guillermo del Toro y Alfonso Cuarón.
periodistas_homcidio
En conferencia de prensa hoy en el Centro Nacional de Comunicación Social (Cencos), en esta ciudad, las periodistas Marcela Turati y Norma Trujillo y el reportero Guillermo Osorno demandaron también que se investiguen a funcionarios estatales y municipales de Veracruz, que podrían estar involucrados en el llamado caso Narvarte.

El pasado 31 de julio fueron asesinados en esa céntrica colonia capitalina el fotorreportero Rubén Espinosa Becerril, junto con la activista Nadia Vera Pérez, Olivia Alejandra Negrete Avilés, Yessenia Quiroz Alfaro, y Mile Virginia Martín. En el caso de las cuatro mujeres se encontraron indicios de tortura y violencia sexual.

Asimismo, señalaron que se deben revisar los mecanismos para la Protección de Periodistas y Defensores de Derechos Humanos a nivel federal y local, así como el compromiso efectivo del gobierno para garantizar la libertad de expresión en México.

Las y los firmantes de la misiva, junto con el PEN Club (organización de escritores en defensa de la libertad de expresión a nivel internacional) y el Comité de Protección a los Periodistas, señalaron que el crimen de la colonia Narvarte es un “parteaguas” en el país.

De acuerdo con la carta, antes de este crimen la Ciudad de México era considerada uno de los últimos lugares “seguros” para el ejercicio periodístico, pero ahora no parece haber santuario alguno para las y los reporteros perseguidos y amenazados en México.

Desde el año 2000 decenas de comunicadores han sido víctimas de homicidio; se sabe de otros 20 que continúan desaparecidos, crímenes que siguen impunes, a lo que la periodista Norma Trujillo dijo que conoce por lo menos cinco casos de compañeros amenazados.

En la misiva se explica que la Comisión Nacional de Derechos Humanos (CNDH) evidencia que en varios ataques a periodistas podrían estar involucrados funcionarios públicos.

Según las y los intelectuales y miembros de la prensa mexicana, las y los reporteros del estado de Veracruz que reciben amenazas están convencidos de que éstas provienen de funcionarios del gobierno del estado.

También denunciaron que desde que el actual gobernador, Javier Duarte, llegó al poder en 2010, 14 periodistas han muerto de manera “atroz”, y tres han desaparecido. En cada uno de los casos se ha desechado como línea de investigación judicial el ejercicio profesional de las víctimas.

Hasta ahora 37 comunicadores han abandonado sus trabajos, sus hogares y sus familias para desplazarse a la Ciudad de México tras recibir amenazas, por lo que preocupa que Rubén Espinosa fuera asesinado a las pocas semanas de su llegada a la capital.

“Los verdaderos homicidas tienen que recibir juicio justo y condena pronta. En su país, señor Presidente, las estadísticas de impunidad en los casos contra periodistas son alarmantes”, se asienta en la carta.

Según la CNDH, 89 por ciento de los asesinatos permanecen sin resolver y el propio organismo ha denunciado que sus propias investigaciones son obstaculizadas por las autoridades.

Hoy, concluyeron, el periodismo en todo el mundo vive bajo asedio: los reporteros mexicanos, en particular, viven en “peligro mortal”, por el acecho de criminales, funcionarios de gobierno, y un sistema de impartición de justicia “incapaz siquiera de determinar responsabilidades”.

Por su parte, este domingo 16 de agosto la Comisión de Derechos Humanos del Distrito federal (CDHDF) informó que solicitó a la Contraloría Interna y la Visitaduría Ministerial de la Procuraduría General de Justicia del Distrito Federal (PGJDF), que investigue la “filtración” de información sobre el caso Narvarte.

Cabe señalar que el pasado 2 de agosto la CDHDF solicitó medidas cautelares, es decir, guardar absoluta confidencialidad en relación con la información contenida en la indagatoria, dado que en diversos medios de comunicación se difundieron datos sensibles tanto de la investigación como datos personales de las víctimas.

 

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.