Home » Noticias

En UABJO no rechazamos estudiantes; recibimos a los que podemos atender: Srio. Académico

Publicado por Naked snake el Domingo, 31 julio 2016
Sin Comentarios


+ Aumentar la matrícula requiere de la decisión de varias instancias, aclara el Secretario Académico, Arq. Javier

Oaxaca.-“En la Universidad Autónoma ‘Benito Juárez’ de Oaxaca (UABJO) no rechazamos a los aspirantes; recibimos a los que tenemos la capacidad para proporcionar educación de calidad”, apresura la respuesta el secretario Académico de la máxima casa de estudios, Arq. Javier Martínez Marín.

En una ecuación lógica, puntualiza: “No hay rechazados; el término correcto es que no fueron seleccionados dentro de la capacidad de cada Unidad Académica, porque no se les rechaza con base en un resultado, sino por la capacidad de atención; por eso seleccionamos del porcentaje más alto hacia abajo, hasta donde se cubra el cupo”.

lunesEn una institución como la UABJO, Martínez Marín aclara que no se puede incrementar la matrícula de manera unilateral, porque esa decisión involucra a otras instancias como los gobiernos federal y estatal, además de instancias nacionales e internacionales acreditadoras de estudios.

Explica: “Lo que limita a la UABJO para ofertar más espacios es la infraestructura, el número de catedráticos y los organismos acreditadores, que estipulan que deben tenerse tantos libros y tantos espacios de laboratorio por alumno, etcétera, y advierten que si se quiere una escuela acreditada no se puede llegar a la sobrepoblación”.

Otro de los factores que determina el Gobierno federal para dar presupuesto a la Universidad es el número de licenciaturas acreditadas; por eso, el objetivo del examen de selección es tener alumnos con alto nivel de conocimientos para disminuir la deserción, porque estudiantes con deficiencias académicas tienen mayor posibilidad de truncar su carrera, agrega el funcionario académico.

Y aunque a la fecha el 90 por ciento de la matrícula de la UABJO ya se encuentra en nivel de “calidad”, aclara que aún falta por consolidar los programas.

LAS CIFRAS, LOS NÚMEROS

En entrevista, el secretario Académico, Arq. Javier Martínez Marín, explica que para el examen de admisión aplicado en junio de 2016 se registraron 10 mil 723 aspirantes a cursar 32 licenciaturas en la UABJO, de los cuales se presentaron sólo 9 mil 872 –que representan el 92 por ciento– y por alguna razón desistieron 851.

Y de las 32 licenciaturas, siete tienen una alta demanda, como la Facultad de Medicina y Cirugía que oferta tres carreras: Médico Cirujano, Terapia Física y Terapia Ocupacional, donde se inscribieron 2 mi 927 aspirantes, que representan el 29 por ciento de los aspirantes.

Sin embargo, la carrera de Médico Cirujano acaparó 2 mil 456 solicitudes de jóvenes que presentaron el examen correspondiente, pero sólo pudieron quedarse 230, que representan el 9 por ciento, por lo que de cada 10 aspirantes sólo 1 logró permanecer.

La segunda carrera con mayor demanda es Terapia Física, a la que aspiraron 432 estudiantes, pero sólo se quedaron 30, que representan el 7 por ciento del total.

El Arq. Martínez Marín aclara que la Facultad de Medicina y Cirugía es una escuela con alta demanda, que exige mucha disciplina a sus alumnos y por eso se selecciona a los mejores, pero no puede crecer porque carece de infraestructura, catedráticos y campos clínicos.

La tercera escuela de la UABJO con alta demanda es la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales –que por el momento también oferta la Licenciatura en Gastronomía– con un total de 1 mil 451 aspirantes, de los cuales 1 mil 280 quieren ser abogados y el resto gastrónomos, pero sólo 600 son aceptados; es decir, de cada 2 que aspiran 1 se queda.

Detalla que la carrera de Gastronomía está dentro de la Facultad de Derecho porque es una licenciatura nueva que debe estar dentro de una unidad académica reconocida, de acuerdo con los reglamentos de la Secretaría de Educación Pública (SEP).

También comenta que sólo las licenciaturas de Médico Cirujano y Lic. en Derecho reciben al 37.83 por ciento de los aspirantes a la máxima casa de estudios de la entidad.

La Facultad de Arquitectura 5 de Mayo ocupa el cuarto lugar, con 13 por ciento de los aspirantes, que son 50 alumnos, de un total de 377 que presentaron el examen de admisión.

Luego, en un quinto sitio se ubica la carrera de Gastronomía, que acepta sólo al 14 por ciento de los aspirantes, en tanto que Enfermería Oaxaca va con el 16 por ciento, y Enfermería Tehuantepec con 20 por ciento, mientras Turismo concita al 22 por ciento.

El Secretario Académico de la UABJO subraya que estas son las siete licenciaturas que más demanda tienen, pero sólo aceptan del 20 por ciento para abajo; es decir, de cada 10 jóvenes únicamente entran de 8 a 9 aspirantes.

Juntas, estas siete licenciaturas que tienen acreditación, buena fama, unidades académicas reconocidas y con perfil, acaparan a 4 mil 600 aspirantes, que representan el 46 por ciento del total, casi la mitad de quienes desean ingresar a la Universidad estatal.

LOS ASPIRANTES

El Secretario Académico de la UABJO refiere que el más alto nivel de los aspirantes a la Facultad de Medicina y Cirugía fue de 91 y su último corte de 69, por lo que el promedio general es de 78.

En tanto, quienes se examinaron para cursar estudios en la Facultad de Arquitectura 5 de Mayo alcanzaron un promedio de 79.6 porque el más alto fue de 80 y el más bajo de 72 y la media de 67.

Así, en las carreras de Médico Cirujano, Arquitectura 5 de Mayo, Terapia Física, Gastronomía y Arquitectura C.U., ningún aspirante reprobó, todos aprobaron con más de 5.

Otros casos: En la carrera de Gestión Cultural el último aspirante obtuvo una calificación de 46; en Matemáticas también aceptaron con 46; en Física con 31; Terapia Ocupacional ofertó 30 espacios y aspiraron 39, por lo que sólo 9 no pudieron ingresar, y el más bajo logró apenas 34 de aprobación.

EFICIENCIA TERMINAL, EL MODELO IDEAL

La Federación –dice el funcionario académico entrevistado– exige a las universidades eficiencia terminal, por lo que si aceptamos a 100 tenemos que egresar al mismo número y titular a todos para que trabajen los mismos. “Ese es el modelo ideal que nos demandan”, señala.

“Sin embargo, la realidad es que entran 100, terminan 50, se titulan 25 y sólo 10 consiguen trabajo”, precisa.

Por eso, argumenta, “la UABJO busca que los alumnos que ingresen a sus aulas tengan realmente la aptitud para el estudio, porque la deserción puede alcanzar hasta el 30 por ciento de una carrera”.

Martínez Marín refiere investigaciones que prueban que los alumnos que no pasan el examen tienen el 70 por ciento de probabilidades de no terminar la carrera o de ser estudiantes de bajo rendimiento.

Reconoce también que hay un 30 por ciento de alumnos que son muy buenos, probablemente con deficiencias académicas traídas de la educación media superior, pero que en los primeros semestres le ponen disciplina y repuntan, aunque son la excepción.

Agrega que otros factores que inciden en los índices de reprobación son que el o la joven se equivocó de carrera, que no tenía las habilidades ni las aptitudes para ello, así como tampoco los recursos económicos necesarios para cubrir sus gastos y eso los llevó a no ponerle empeño y a reprobar en consecuencia.

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.