Home » Campo

En Hidalgo, extinta 90% de la población magueyera: UAEH

Publicado por Naked snake el Lunes, 15 agosto 2016
Sin Comentarios


Oaxaca.- Las actividades comerciales relacionadas con la venta de barbacoa y de mixiotes, principalmente, han acabado con el 90 por ciento de la población magueyera de Hidalgo, estado que antaño fue considerado como el principal productor de maguey en el país.

“Hace tres décadas se contaba con una población superior a los 200 millones de plantas de maguey repartidas en 36 mil hectáreas. Hoy sólo contamos con 10 mil hectáreas y cerca de 20 millones de plantas”, dijo el diputado local Héctor Pedraza Olguín durante el foro de consulta ciudadana de la Ley para el Manejo Sustentable del Maguey.

A decir de algunos especialistas la reducción de la población magueyera se explica por la tala poco cuidadosa para la elaboración de barbacoa de hoyo y envoltura de mixiotes, aunada a la disminución del consumo de pulque.

magueyoax2Estos factores han desincentivado a los agricultores, quienes ahora prefieren cosechar otras especies que les den mayores regalías.

“Han perdido el interés hacia la planta de maguey porque su producción es poco o nada redituable” dijo a Notimex la doctora Teresa Romero Cortes, coordinadora de la Ingeniería en biociencias de la Universidad Autónoma del Estado de Hidalgo (UAEH).

Mario Islas, productor hidalguense confirma esta versión: “Si usted va por la carretera ya no va a ver plantíos de maguey como hace 50 años. Ahora ya nadie quiere ir al campo porque es un trabajo muy sufrido”.

Él y 50 productores magueyeros se han unido para formar la Sociedad de Producción Rural, que tiene el objetivo de incentivar la producción y la comercialización de la planta. “Es cierto que la planta ha disminuido, pero yo no creo que esté en peligro. Todavía hay quienes nos dedicamos a esto”, aseguró.

Una de las amenazas a las que se han tenido que enfrentar los productores magueyeros es el robo de la penca por parte de los mixioteros.

“Por la noche vienen y roban las pencas para después comercializar la cutícula que es utilizada en la elaboración de mixiotes, de eso se puede dar cuenta si va a la central de abasto. Lo peor es que como no cortan las pencas como debiera ser, matan la planta. Imagínese, una planta tarda 10 años en dar frutos”, señaló.

Datos de la Comisión de Desarrollo Agropecuario y Recursos Hidráulicos del Congreso local afirman que desde hace 30 años la población magueyera se ha visto reducida considerablemente, pues de cada 10 plantas de maguey que había en 1986 hoy sólo hay una.

Para la presidenta de la Asociación de Ingenieros Agrónomos del estado, Alejandra Rodríguez Gómez, la planta no podría considerarse en peligro de extinción según los parámetros de la Norma 059 de la Semarnat.

Sin embargo, aseguró que “hay algunos estudios que indican que la planta tiene problemas de establecimiento, no al grado de su extinción pero sí tiene un muy alto riesgo”.

Una de las consecuencias de la despoblación de la planta mexicana, es la pérdida de fertilidad de los suelos, tanto agrícolas como de otro tipo.

“Al no haber magueyes los suelos se erosionan, el agua y el viento los vuelven más pobres y a los plantíos se les tiene que estar agregando mayor cantidad de fertilizante para mantener la producción, cualquiera que sea”, dijo en entrevista el Doctor en Ciencias sobre Biotecnología de Planta, Víctor Hugo Pérez España.

El también profesor investigador de la UAEH explicó que el maguey contiene en sus raíces propiedades para hacer a los terrenos de cultivo más fértiles y por lo tanto más productivos, “por eso en el pasado los terrenos de cultivo estaban enmarcados con magueyes”, aseguró.

El Valle de Apan, conocido en sus mejores tiempos como la Altiplanicie Pulquera, fue de las principales zonas hidalguenses en la cosecha de maguey, además de algunos municipios como Tulancingo, Tizayuca, Ixmiquilpan, Cardonal y Huichapan.

Ante dicha problemática, dependencias de gobierno, instituciones educativas y organizaciones no gubernamentales se han visto obligadas a activar la Ley para el manejo sustentable del maguey, que se opera desde 2012.

“En cuatro años hemos sembrado tres millones de plantas, mismas que hemos distribuido a los agricultores para que su producción”, informó José Alberto Narváez Gómez, titular de la Secretaría de Desarrollo Agropecuario (Sedagro) del estado.

Hace tres años que el gobierno de estado organiza foros para, con ayuda de especialistas, orientar a los productores de barbacoa en la utilización de las pencas de maguey de tal manera que no lastimen la planta y, por ende, garanticen su sobrevivencia.

Desde entonces a la fecha se han beneficiado a 529 productores de 71 municipios con vocación magueyera, según afirmó el diputado local Héctor Pedraza Olguín.

Como parte de este trabajo conjunto, se ha implementado un esquema de viveros, para garantizar la reproducción de la planta que en promedio tarda seis años en madurar, y hasta 10 en dar agua miel para pulque.

Mario Islas ha sido uno de los productores beneficiado con la promoción de la ley. “Nos han apoyado a darnos los magueyes y a decirnos cómo hay que hacer el corte de la penca para no lastimar a la planta. Hoy yo tengo un vivero con dos mil maguey que he sembrado”, afirmó a Notimex.

El titular de Sedagro aseguró que, de seguir con esta política, en cinco años Hidalgo podrá recuperar gran parte de su población magueyera y, con ello, mejorar no sólo la vitalidad de sus suelos sino desarrollar otro tipo de industrias que generen empleo y derrama económica como la que una vez generó la producción de pulque en la entidad.

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.