Home » Municipios

Otorga IFT concesión para que siga operando Radio Nahndi´a en la región mazateca

Publicado por Naked snake el Viernes, 19 agosto 2016
Sin Comentarios


Oaxaca.-IFT refrenda el otorgamiento de concesión de uso social indígena a la Asociación Civil Mie Nillu Mazateco para operar Radio Nahndi’a.
El pueblo Nashinanda’a seguirá resistiendo desde su Libre Determinación ante el despojo de tierras y territorios para desterrar toda forma colonizante a nuestra vida comunitaria.

La Asamblea Comunitaria Mazateca, a través de la Asociación Civil Mie Nillu Mazateco integrante de la Asociación Mundial de Radios Comunitarias AMARC-MEXICO, realizó las gestiones de refrendo del permiso de operación de Radio Nhandia ante la Comisión Federal de Telecomunicaciones (COFETEL) en el año 2010, según lo marcaba el Título de Permiso expedido por la Secretaría de Telecomunicaciones, a fines del año 2004. Tuvieron que pasar cinco años y 8 meses para que el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT), nos otorgara, en un solo acto, el refrendo y la concesión de uso social indígena; llegar a esto, no fue nada fácil.

en los estudios de grabacionA mediados del mes de junio de 2006, Armando Navarrete Cornejo, funcionario, del exgobernador Ulises Ruiz, nos llamó por teléfono, indicándonos que deberíamos cambiar nuestra línea editorial, ya que no convenía a los intereses de dicha administración gubernamental y que líderes priistas de la región mazateca demandaban el cierre de la radio; el 24 de agosto de 2006, la amenaza de Armando Navarrete se materializó, cuando un grupo armando impidió que ingresáramos a las instalaciones de la emisora Nahndia ocasionando la interrupción de las transmisiones de la radio. A pesar de todo, el 24 de febrero de 2008 salimos al aire con nuevas instalaciones y equipo de trabajo.

No olvidamos el intento de negarnos el derecho de operar y administrar nuestros propios medios mediante la “ley Televisa”, publicada en el Diario Oficial de la Federación el 11 de abril de 2006. Recordamos que la Suprema Corte de Justicia de la Nación se pronunció en contra de dicha ley por haber violado los derechos de los Pueblos Indígenas de México.

Ya en el proceso de refrendo nos alcanzó la Reforma Constitucional y la aprobación de la Ley Federal de Telecomunicaciones y Radiodifusión; de nueva cuenta tuvimos que someternos a un trámite burocrático para que el IFT aprobara el refrendo y la concesión de uso social indígena.

Los retos que tenemos por delante: como colectivo, no caer en la burocratización legal e institucional, la cual representa un peligro constante que nos puede alejar de nuestro quehacer en la comunicación comunitaria indígena. Como pueblo Nashinanda’a, seguir resistiendo desde nuestra Libre Determinación ante el despojo de nuestras tierras y territorios y desterrar toda forma colonizante que lacere nuestra vida comunitaria.

Nuestro compromiso con el movimiento de comunicación indígena en México sigue siendo compartir nuestra experiencia con otros colectivos que pugnan por una comunicación indígena libre y autónoma.

Seguiremos demandando al Estado Mexicano el cabal respeto de nuestros derechos colectivos reconocidos en la Constitución Mexicana. Aunque hay un avance en la legislación sobre radiodifusión y telecomunicaciones no es suficiente, técnicamente y legalmente el Estado a través de sus instituciones nos sigue discriminando cuando otorga “baja potencia” para transmitir, nos ubica en la parte alta del espectro radioeléctrico, solicita excesivos requisitos en el trámite de una concesión; además, de no permitirnos tener patrocinios para la sostenibilidad de nuestros medios de comunicación.

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.