Home » Noticias, Pueblos Originarios

Recientes excavaciones revelan grandeza de Mexicas: Eduardo Matos

Publicado por Naked snake el sábado, 15 abril 2017
Sin Comentarios


Oaxaca.-Ofrendas, vestigios, esculturas, deidades, piedras y objetos sagrados son los principales hallazgos de las distintas etapas de construcción del Templo Mayor, el centro ceremonial símbolo del Imperio mexica. El arqueólogo Eduardo Matos Moctezuma está a cargo de ellos desde hace 39 años y en una charla en el Colegio Nacional detalló los más recientes descubrimientos encontrados en el recinto sagrado, como parte de las actividades del Festival del Centro Histórico.

Se trata de aquellos encontrados desde el 2006, cuando desenterraron el monolito de Tlatelcutli, la diosa de la Tierra, cuya función era “devorar cadáveres y parirlos al lugar que se les destinaba después de la muerte. Si eran guerreros, irían a acompañar al Sol, si morían ahogados, al Tlalocan y si fallecían de otra forma, iban al Mictlán”, explicó el decano antropólogo.

excvacionTambién destaca el Túnel de Cuauhxicalco, decorado con cabezas de serpientes y coronado con una estructura redonda que fue descubierta en 2015. La estructura ha sido mencionada en diversas fuentes históricas como el lugar de entierro de varios tlatoanis mexicas, como Axayácatl, Tízoc y Ahuítzotl. Aunque actualmente se excava en su interior para ver si se encuentran los restos de estos dirigentes, que eran incinerados y enterrados en vasijas.

Junto a Cuauhxicalco se encontró también un piso de lajas con serpientes enroscadas. Además, destacó el hallazgo de un árbol de dos metros de altura, un encino azteca, que se encontró a un lado del Cuaxhicalco, proveniente del área de la cuenca de la zona y que en octubre próximo será exhibido en el Museo del Templo Mayor como parte de sus festejos por su 30 años.

Matos Moctezuma también habló de las excavaciones en la Catedral y el Sagrario Metropolitanos entre 1991 y 1998, que se efectuaron porque la Catedral comenzó a desquebrajarse por el hundimiento de la zona por la extracción de los mantos acuíferos en los siglos XVIII y XIX.

Los ingenieros implementaron tecnología de punta con una serie de pozos, en lo que encontraron toda una serie de elementos prehispánicos del año 1390 y 1480, “edificios de un calibre y tamaño considerable”, describió.

Sobre la rehabilitación de la plancha del Zócalo, Matos dijo desconocer el propósito inicial de tal proyecto y advirtió que, según en Plano de Cortés de 1524, el Zócalo era una gran plaza abierta, ubicada frente al Palacio de Moctezuma (ahora Palacio Nacional) la cual fungía como tianguis prehispánico.

La modernización del Zócalo consiste en levantar una capa de 50 centímetros para ampliar 10 por ciento la zona peatonal, nivelar la superficie, construir un drenaje para agua pluvial y habilitar ocho cruceros seguros.

“Según los registros, el Zócalo era un espacio abierto, dudo que encuentren vestigios más grandes, no hay rasgos de ningún monumento dentro de la plaza”, concluyó Matos.

Las excavaciones del Templo Mayor iniciaron el 20 de marzo de 1978, tras el hallazgo de la Coyolxauhqui. En ese entonces, el INAH tardó cinco años en dar con el principal edificio mexica dentro del recinto ceremonial. En la parte superior estaban los adoratorios de Huitzilopochtli y Tláloc. “Uno representa agua y vida, y el otro, la muerte, la imposición militar”.

Para los mexicas el Templo Mayor era el centro del universo, el lugar donde se ascendía al cielo o se bajaba al infierno.

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.