Home » Arte, Cultura

Rodolfo Nieto, a 81 años de su muerte

Publicado por shinji_nerv el lunes, 17 julio 2017
Sin Comentarios


 

Fortino Torrentera O.

Oaxaca.- Lo recordaba el maestro Virgilio Gómez como un obsesionado del dibujo. A 81 años de su muerte, Rodolfo Nieto parece estar confinado no solo al olvido de su obra y talante en las artes plásticas, sino que siendo oaxaqueño, es poco conocido.

El 13 de julio de 1936 nacido en Oaxaca, nació en esta ciudad, quien sería el entrañable amigo del literato admirador de su trazo, Julio Cortazar; además de quien ilustrara “Manual de Zoología Fantástica” de Jorge Luis Borges y formaría parte de la Generación de la Ruptura.

Fernando Gamboa afirmó que: “El ruido y la melodía; la figura humana y la línea gráfica; la expresión y la invención; la realidad y la ficción, están entretejidas en los lienzos de Nieto”. Se dice que su estancia en Europa fue importante para el desarrollo de su lenguaje visual, pero aun así continuó utilizando los colores e imágenes de su estado nativo. Cuando regresó a México, estudió arte prehispánico y popular que le llevó a simplificar las formas.

Lo coloca en un lugar especial dentro de la plástica oaxaqueña que al igual que Rufino Tamayo y Francisco Toledo, creó un estilo propio fusionando sus raíces con las corrientes internacionales. Algo que lo caracterizó era, según Virgilio Gómez un caníbal de su obra, pues dedicaba horas a trazar o pintar hasta que todo estuviera perfecto. De lo contrario, rompía la obra y la desechaba.

Aquí su biografía: Rodolfo Nieto Labastida, nacido en Oaxaca el 13 de julio de 1936 y fallecido en la Ciudad de México el 24 de junio de 1985. De 1953 a 1954, Nieto asistió a la Escuela Nacional de Pintura, Escultura y Grabado “La Esmeralda”, en la Ciudad de México, donde estudió pintura.

Deseoso de ampliar sus influencias artísticas, en 1960 Nieto se mudó a París. Ahí vivió durante casi diez años con su primera esposa, Marta Guillermoprieto. En París Nieto trabajó litografía en diversos talleres (taller de Mourlot, por ejemplo), y grabado en metal en el taller de William Hayter; también frecuentó el taller Bramsen.

1963 fue para Nieto un año muy productivo: ingreso a la prestigiada Galerie de France y ese mismo año tuvo ahí su primera exposición; con el óleo Hombre en el metro participó en la Bienal de París y obtuvo el premio de la Bienal.

En París conoce a Julio Cortázar y a Octavio Paz amistades que serán significativas para el pintor. En 1965 aparece la publicación del Manual de Zoología Fantástica de Jorge Luis Borges ilustrado por Nieto para la editorial de Maurice Nadau.

En esos años también cultivó la amistad con Severo Sarduy, Carlos Fuentes y Mario Vargas Llosa entre otros creadores. En 1967 realizó una serie de litografías en el atelier de Michel Casse. Ese mismo año elaboró la escenografía para el ballet de Graciela Martínez que se presentó en Museo de Arte Moderno de París.

En 1968 trabajó para la editorial alemana Manus Press una serie de xilografías basadas en el texto Bestiario de Juan José Arreola. Ese mismo año “Nieto regresa a México por insistencia de Martha. Al poco tiempo se separan”.1​ En 1970 recibió los premios de la Bienal de Caen y de la Bienal de Menton.

Parte importante de su desarrollo artístico fueron los apuntes de animales que tomaba en zoológicos y que culminó con la serie del Zoológico de Basilea dedicada a la figura de “Tarzán”, historieta del famoso dibujante Burne Hogarth, que tanto admiraba. En el catálogo de dichos dibujos Nieto escribió:

“Le dedico a Burne Hogarth, en memoria a las historias de Tarzán de mi infancia, la serie de animales que dibujé mientras estaba en Suiza, de igual forma, las xylografías que creé en Múnich y París”.

En Europa Nieto había ganado reconocimiento en el mundo del arte; en México su trabajo también fue aceptado por la crítica especializada. Entabla una relación con Nancy Nieto Glenn con quien se casó y posteriormente se divorció.

En 1973 Rodolfo Nieto trabajó en el taller de Andrew Vlady en una serie de litografías y con Leo Acosta en la elaboración de xilografías. Además de la pintura continuó explorando la xilografía, el collage, la acuarela, el gouache, ensamblajes, así como la tinta china y el grafito. En 1978 realizó obras gráficas en el taller de grabado en metal de Mario Reyes. En 1980 recibió el Premio Lubian en Italia. Entre 1982 y 1983 incursionó en el tapiz con Emiliano Mendoza en Teotitlán del Valle, Oaxaca.

El 24 de junio de 1985 como consecuencia de una afección renal, Rodolfo Nieto falleció en la Clínica Londres, Ciudad de México.

 

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.