Home » Marquesina Cultural

Historias del sismo/ El policía Juan Jiménez, muere en el cumplimiento del deber

Publicado por shinji_nerv el sábado, 9 septiembre 2017
Sin Comentarios


Lilia TORRENTERA G.

Oaxaca, Oax-  Juan Jiménez Regalado, murió en servicio y por ello elementos de la Policía Federal que participaron en las labores de su rescate, le ofrecieron un sentido homenaje tras localizar su cuerpo entre los escombros del ala izquierda del Palacio Municipal que se derrumbó por las sacudidas del terremoto de 8.2 grados que arrasó a la  comunidad zapoteca de Juchitán,

 

Fotos/ @ManelichCastilla

La muerte de Juan retrata en todo su dramatismo, lo  sucedido también otras 45 personas que como él no alcanzaron la calle para salvarse de la magnitud del terremoto que se considerado hasta ahora, el más intenso en los últimos cien años.

 

 

Al día siguiente del desastre,  la Policía Federal ya rastreaba  con sus perros entrenado, los principales inmuebles  derruidos en el corazón de Juchitán entre ellos, el Palacio Municipal donde sus compañeros  informaron que Juan estaba ahí al momento del sismo cumpliendo con  su guardia de ese día.

Este lugar que se convirtió en emblemático, no por ser la sede administrativa de una autoridad municipal cuestionada por su nepotismo y corrupción, sino porque un ciudadano quien enmedio de la tragedia, recuperó la bandera nacional caída del azta por la acción del sismo y a la que izó en un palo para luego colocarla entre los escombros donde se encontraba Juan.

El cuerpo del policía fue encontrado  este sábado, gracias a la labor de uno  de esos canes adiestrado para ayudar a los elementos policiacos  a encontrar a personas debajo de  escombros en este tipo de desastres

 

El ritual del duelo cundo un compañero muere

En el caso de Juan,la vida se le fue antes y el olor a su muerte fue lo que llevó al can  -también adiestrado en la penosa labor de rastrear cádaveres-  para que su cuerpo fuera hallado por elementos de la Marina y la Policía Federal.

 

La humanidad de Juan fue depositada en la batea de  la patrulla 0407 de la Policía Municipal en medio de la expectación de muchos y entre los gritos de dolor de su familia que estuvo en espera de que el milagro de la vida no lo hubiera abandonado.

 

Con una antigüedad de 18 años en su trabajo como policía municipal, Juan deja en la orfandad a tres hijos.

En cierculo,  después de concluir la labor de rescate,  un grupo de policía parecieron realizar un ritual en memoria de su compañero caído en en cumplimiento del deber.

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios

comments

Comenta el articulo!

Agrega tu comentario, o trackback desde tu propio sitio. Tambien puedes suscribirte a los comentarios via RSS.

No se toleraran conductas inapropiadas. No spam.

Puedes usar estas etiquetas:
<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Este sitio esta habilitado para el uso de Gravatar.